¿Estás cansada de vivir estresada?

¿Con frecuencia sientes ansiedad?

Te ayudo a des-preocuparte y vivir más serena

Descarga mi guía gratuita con los cuatro pasos para salir de la preocupación

“A menudo me siento agobiada”

¿Te resulta familiar?

Si a pesar de tus éxitos, la autoexigencia y las preocupaciones te quitan tu paz interior, es tiempo de que te encuentres con tu serenidad.

Soy Violeta, psicóloga y coach emocional y te ofrezco mi ayuda para lograrlo

Testimonios

Consulté  con Violeta hace un año porque estaba en un proceso de separación, me sentía muy angustiada y me daba cuenta de que no podía sola.

Cuando empezamos a trabajar juntas buscaba resolver solo eso,  pero luego fueron surgiendo nuevas temáticas en las cuales quería  fortalecerme y potenciarme.  Fuimos trabajando en el área laboral, mi autoestima, el cambio de creencias y de afrontamiento ante las problemáticas de mi vida en general.

Hoy día sigo yendo, pese a haber resuelto mi tema central, porque es un espacio en el que me siento cómoda y estimulada para seguir creciendo como persona.

María N. Agosto 2019

Decidí comenzar terapia porque tanto la ansiedad, como mis inseguridades personales no me permitían avanzar y eran una traba en mi día a día.

Comencé a trabajar  con Violeta y  sentí que era lo que necesitaba. Rápidamente comencé a ver con otros ojos cosas que para mí habían sido de determinada forma toda una vida. Hoy me encuentro en el proceso de aprender a mirar la vida a través de un cristal diferente, y siento que puedo. Recomiendo profundamente este tipo de terapia, puesto que uno aprende a manejar las emociones de una manera más sana, dejando de echarle la culpa a todo lo externo por cómo nos sentimos, y de esta manera nuestro bienestar comienza a depender únicamente de nosotros.

Flavia D. Enero 2018

Después de mantener una relación conflictiva durante siete años tomé la decisión de separarme definitivamente. No era la primera vez que lo intentaba y todas las anteriores había fracasado, siempre reincidía y volvía a ese lugar inhóspito que era mi relación. Esta vez quería, necesitaba, que fuera definitiva y estaba aterrada de no poder sostener mi decisión.

En una especie de manotazo de ahogado, buscando en la web, me encontré con Violeta y le escribí. Confieso que lo que escribí no era pensando en que alguien lo fuera a leer, sino más bien, un desahogo de lo que sentía y del miedo que me invadía. Poder poner en palabras escritas todas esas emociones. Ni siquiera esperaba recibir una respuesta. Pero Violeta me contestó casi que inmediatamente, hablamos y la puse al tanto de mis miedos. Con mucha desconfianza (porque realmente dudaba  de que verdaderamente alguien fuera capaz de ayudarme) comencé a consultar con ella.

Ahora, después de dar por terminado ese proceso puedo decir que Violeta me brindó muchísimas herramientas para entender un poco mejor lo que me pasa y el mundo que me rodea. Y no sólo en lo que tenía que ver con mi relación con mi ex pareja (que, aclaro, sigue siendo mi ex pareja desde ese momento) sino también en lo referente a otros vínculos que mantengo en mi vida. Poder entenderlos y observarlos desde otro lugar tratando de no castigarme por todo.

Siempre le estaré agradecida por todo lo que me brindó de manera tan cálida y humana. Y saber que puedo contar con ella aún después de haber dejado de consultarla es algo que me alegra muchísimo.

Elena, Setiembre 2019

¿HABLAMOS?